Eurovisión Ucrania

Situación tensa en Ucrania, Alina Pash podría ser descalificada

En plena escalada bélica entre Rusia y Ucrania, se mira con lupa a todos los candidatos por su posible vinculación o afinidad con el país contrario. Una actuación en un evento privado en Crimea, pone en jaque la victoria de Alina Pash.

Entre amenazas de bombardeos e invasiones por parte de Rusia, Ucrania elegía el pasado sábado a su representante para Eurovisión 2022: Alina Pash con el tema “Shadows of forgotten ancestors”.

Pero nada más salir elegida, el grupo Kalush Orchestra, segundos clasificados acusaron de tongo la elección de la ganadora de su ya tradicional Vidbir 2022.

“Cuando  queríamos verificar los resultados del protocolo, la puerta se cerró frente a nosotros . […]. Queremos justicia , solo enséñanos ese papel, eso es todo. Creo que es una posición muy extraña. Si todo hubiera estado bien, no habría habido tales acciones ”.

No solo acusaron de la que la ganadora incumplía las normas, si no que hablaron de un claro fraude en las votaciones:

“Si todo está limpio, enseguida se muestra todo y aquí no me pareció así. La gente está con nosotros, lo han visto. Estoy  seguro de que ganamos por un gran margen . […]. Hay una falsificación ”.

Estos hechos parece que fueron acallados por la auditoría PWC, quien fue la encargada de verificar los datos y ratificar su validez. Ucrania elegía al 50% entre jurado y televoto. El jurado otorgó la máxima puntuación a Alina, mientras que el televoto otorgó la máxima puntuación a Kalush orchestra. Finalmente Alina se alzó ganadora porque consiguió siete puntos del público, por los seis del jurado que se llevó el grupo.

La cadena pública ucraniana defiende a la ganadora, aportando un comunicado donde asegura que Alina cumple todos los requerimientos y que estaban al tanto que ella estuvo en Crimea en 2015, un acto privado y confidencial, pero que se trata de un evento realizado para ucranianos residentes en Crimea. Dejando claro su postura patriótica:

La detección de violaciones a las condiciones de participación de la Selección Nacional ya ha llevado a la exclusión de participantes, y no podría haber excepciones. Las reglas son iguales para todos y se mantienen sin cambios.

ALINA TODAVÍA NO ES LA REPRESENTANTE UCRANIANA

La cadena pública ha dado todos los detalles del tema en cuestión. La pública echa balones fuera sobre el tema y dice que los resultados son correctos, limpios y auditados por PwC. Añaden que los errores a la hora de comunicar los votos se debieron a un error humano del presentador y lo achacan a los nervios del momento. Además, han confirmado que Alina Pash se encuentra bajo investigación y aún no designada como representante oficial hasta que no se pueda demostrar la autenticidad de los documentos aportados por la cantante, hecho complicado ya que las leyes de privacidad del país dificultan este acceso.

¿UNA NUEVA RETIRADA?

Estos acontecimientos no resultan del todo nuevos, ya en 2019 con la ganadora del Vidbir: Maruv hubo polémica, desde la pregunta de Jamala donde en vez de valorar la actuación la preguntó si Crimea era de Ucrania o Rusia, hasta acabar con su descalificación por “problemas” internos. Aún después de aceptar no actuar en Rusia y costearse su andadura eurovisiva.

Todo ello acabó desembocando en la retirada de Ucrania de Eurovisión ese año. Y viendo la situación tan tensa que se vive con Rusia no sería de extrañar que tengamos el mismo desenlace.

Eurovisión

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

X