Eurovisión

Todos deseamos que algo vaya bien, hasta que realmente va bien

Realmente vengo aquí como terapia, como desahogo, porque realmente creo que cada día que pasa peores personas somos, atacamos a todo y a todos, da igual que digas «buenos días que bonito brilla el sol». Estás siendo un «hater» porque no es de día en todo el mundo, por no tener consideración con los invidentes porque no ven y una persona que discrimina a la luna por solo nombrar el sol. Por supuesto, todo con las peores palabras posibles, la gente en 140 caracteres tiene la habilidad de inyectarlos en bilis, sin importar a quien van dirigidos, sin importar la situación emocional de la persona o el posible daño a poder causar. Nos hemos vuelto usuarios sin empatía alguna, llenos de odio, habidos de conseguir me gustas a cualquier precio y sin ninguna coherencia en nuestro argumento.

Tenemos a la misma persona, que a las 11.10 te está poniendo un tuit de #StopBulling #SaludMental y a las 11.11 atacando, impartiendo un discurso de odio hacia una persona, muchas veces justificando ese comportamiento y todo ello sin despeinarse, sin inmutarse y tan ricamente.

En lo que a Eurovisión se refiere, creo que el asunto no es mucho mejor, si un cantante hace unas declaraciones «Creo que no estoy preparado», instantáneamente hay mil citados del tipo «Mejor porque no te queremos» «Cantas fatal» «Eurovisión no te merece» «Eres un fracasado» y estas lindezas pueden ser lo más flojo que podamos leer, porque aquí el que escribe estas líneas de desahogo, ha llegado a ver comentarios deseando la muerte a cantantes por no querer ir a Eurovisión. ¡Se nos va de las manos y sin vuelta atrás! ¿Esa persona piensa que le puede leer el artista? ¿Que lo puede leer su familia?

Por no hablar cuando pones tu top, bueno, bueno ¡BUENO! ahí agárrate que vienen curvas «Vaya puta mierda» «No tienes ni puta idea» «tienes a X primero, si quedará bottom» y el culmen «pollavieja». Esto último me fascina, vale que uno ya tiene 31 años y empecé a ver Eurovisión y los cantantes eran más mayores que yo, pasé a que fueran de la misma edad y ahora estoy en la fase en que la mayoría son más jóvenes (bastante más) ¿Pero eso me hace ser un pollavieja? ¿Un eurofán de segundo nivel? ¿Estoy cancelado porque no me apasionen los «petardeos»? Muchas veces, este odio vertido sobre ciertas candidaturas salta por los aires en mayo, porque la «burbuja eurofán» es jodida y peor que una secta; es más diría que hasta más contagiosa que una gripe.

Y llevando tanto tiempo siguiendo este Festival, siendo tan «pollavieja», creo que muchos no valoran lo que tenemos hoy en día. Actualmente podemos elegir entre una variedad de programas de radio, YouTube, webs, blogs, podcasts… ¡Asombrosa! Señores que yo me informaba con la revista Pronto de mi madre y los videos sueltos que ponía RTVE con los videoclips de los representantes en La 1 y en época de OT. Literalmente de Eurovisión 2005 a 2008 no sabía prácticamente nada.

Recuerdo perfectamente que el primer programa de radio que encontré temático de Eurovisión era «La vida es un Festival», me encantaba Victor Escudero y Justin McCarthy, estaba deseando que semana tras semana subieran un audio nuevo, me explicaban curiosidades que no sabía, me dejaban anonadado con lo muchísimo que sabían de todo. Y ojito el drama que monte cuando anunciaron que no iban a grabar más programas. Yo quería saber tanto como ellos, para mi ellos eran mis «amigos», los únicos que compartían y entendían mis sentimientos con Eurovisión.

«Gracias» a esa cancelación encontré otro programa de radio «Pasión Eurovisión» recuerdo a Julio Arjona y a Reyes del Amor, como todos los comienzos «obligados» me costó empatizar, pero luego me volví super fan, me escuché todos los programas antiguos y bendita «porra», la comentaba y la comento en Facebook para nunca acertar su ganador. ¿Y lo importante que me siento cuando me nombran en algún comentario?

Sobre 2010 había otro programa de radio, en el fallecido Tuenti, era un grupo de amigos que adoraba, no me acuerdo el nombre del programa, pero recuerdo conectarme en la universidad para escucharlos y las risas que me han regalado. Si alguien se acuerda de él, por favor que me diga quien lo dirigía.

Algo más actual tenemos el «Euroté», maravilla de programa liderado por una mujer, es más diría que es «La Mujer Eurofán» por excelencia, porque todos sabemos quién es Laura y si somos un pelín seguidores nos encontramos con Zulema. ¡Qué maravilla mujeres hablando del Festival! y que sean poco a poco cada vez más.

Y ya hoy en día tenemos «tropecientos» programas eurovisivos, los cuales procuro escucharme todos, por compañerismo, porque me gustan y porque creo que contribuyo un poquito a que se reconozca el trabajo de compañeros que aman tanto el Festival como yo. Gracias «Euromovidas» «Euromag» «Andromeda» «Eurovision Sound». Sin olvidar los miles de cuentas de Twitter maravillosas como «Eurovisionario», «Eurovision On fire»... ¿Que me dejo mil? Seguro que sí y perdonarme [email protected] los que no nombro y gracias por hacer más fuerte Eurovisión es España.

Ahora mismo escribo desde ESCPlus, una página estupendísima, donde he conocido a compañeros que son una MARAVILLA, me han ayudado a escribir, a dar un pasito más, animarme a escribir cositas y sobre todo a decir todo aquello que me ha dado la gana, sin cortarme en nada. Haciendo estoy soy inmensamente feliz, por encima de cualquier comentario dañino. Por qué ojo, si el comentario es malo pero argumentado, me puede reventar, pero me sirve para corregir y mejorar o darme cuenta de cosas que hacía que no son todo lo correctas que deberían.

Pero si hay un web que me acompañó desde siempre es Eurovision-Spain y creo que es justo decir que ahora mismo es una web de referencia en España y que ha conseguido cosas bestiales por Eurovisión en nuestro país, desde conseguir la descalificación de Karmele, hacer una encuesta de artistas ideales que cada año tiene más influencia consiguiendo que surjan candidaturas reales, sacar trapos sucios de RTVE como los PDFs de Barei y sobre todo tener una de las preparties más importantes a nivel europeo.

Con los precios de Eurovisión, donde vender un riñón es una opción más que probable, año tras año nos acercan a más del 50% de candidatos a una sala de Madrid a unos precios muchísimo más «mortales», este año, por ejemplo, consiguen 28 países de 40 actúen en directo y creo que muchas veces lo olvidamos, esto no lo hacen por ellos, lo hacen por todo el eurofandom español.

Y en vez de agradecer, este año han sufrido un baño de odio, de hate y de leer auténticas barbaridades. ¿Alegrarse de que Chanel no esté? Creo que perdemos todos, pierde la gente que asiste de no poder ver a la representante de España, pierde la candidatura española por no tener esa publicidad y pierde la propia representante de no poder recoger el cariño de su país.

Todo por unas palabras de sus caras más visibles, donde no voy a entrar si son más o menos acertadas. Lo que tengo claro es que en ningún momento se han metido o faltado el respeto a Chanel y sobre todo han dado su opinión personal, la cual, tienen todo el derecho a dar. El problema de ES creo que es su principal punto a favor, Luka, Vicente y Manu son sus caras visibles, son reconocidos por la mayoría de eurofans, pero realmente la web es mucho más que ellos, está compuesta por mucha gente, pero lo que dicen ellos no se separa de la web.

Todos deseábamos tener una web potente de eurovisión, todos deseábamos celebramos tener una preparty, todos deseábamos tener una preparty con muchos candidatos y ahora que parece que este acontecimiento se está haciendo gigante y exitoso ¿Lo atacamos? ¿Lo tiramos por tierra? ¿Queremos que fracase?

Pues no mis cielas, disfrutemos y vibremos este finde en Madrid, quizás nos encontremos y no sepas que me tienes de frente.

X