Eurovisión

Reaccionando a Eurovisión 2021: Portugal

Una de las televisiones que ha esperado hasta Marzo para seleccionar su candidatura en el festival de Eurovisión, ha sido la cadena pública de Portugal, la cual estará representada en Róterdam por The Black Mamba y la canción ‘Love Is On My Side’.

SOBRE EL PROCESO DE SELECCIÓN

Portugal volvió a apostar por su tradicional Festival Da Cançao para seleccionar a su representante en el festival de Eurovisión 2021. Este año, el festival de la canción portuguesa ha generado un pellizco de indiferencia entre la prensa internacional, debido a la escasez de competitividad entre sus candidaturas. Sin embargo, ha presentado variabilidad en cuanto a la composición de sus baladas, presentando fado, baladas experimentales, y baladas clásicas.

Siendo sinceros, a pesar de entender que la RTP no busca artistas ni canciones, sino que focaliza su proyecto en la oferta a diferentes compositores nacionales para participar en su festival, no puedo decir que sea más o menos injusto la decisión de no ofrecer un puesto directo a Elisa, ganadora del certamen en 2020. Esta postura es igual de desacertada que la del resto de cadenas que han prescindido de sus artistas de 2020 en las preselecciones de 2021.

Sigo pensando que el problema de los malos resultados de Portugal en Eurovisión, salvando la excepción de su victoria, se arraiga en este problema de no buscar una canción, sino el interés entre productoras y productores. Además, de la escasez de originalidad en sus propuestas, dado que el 90% de las candidaturas son baladas sin ningún tipo de innovación ni actualidad de cara a una competencia internacional.

SOBRE LOS RESULTADOS

Los resultados de la presente edición del Festival Da Cançao fueron sorprendentes, dado que la mayoría de los grandes favoritos se vieron relegados al bottom en la gran final, tales como Pedro Gonçalves, Karetus & Romeu, NEEV y Valeria.

Además, la Carolina Deslantes, quien partía como la gran favorita a la victoria, obtuvo una segunda posición debido a un empate en puntuación con los ganadores y al tercer puesto del tele-voto, frente al segundo conseguido por The Black Mamba.

El triunfo de ‘Love Is On My Mind’ ha ocasionado todo un hito en el festival Da Cançao, dado que es la primera vez que una canción íntegramente en inglés ha conseguido vencer en la competencia portuguesa.

SOBRE LA CANCIÓN

‘Love Is On My Side’ es una canción muy bonita, pero al mismo tiempo poco competitiva respecto a otras baladas de la presente edición como Francia o Suiza, las cuales se quedan en la memoria desde su primera escucha.

Además, es una propuesta que aunque resulte muy agradable al oído humano, no dota de gran evolución armónica, dando como resultado la linealidad del tema, algo que en Eurovisión puede pasarle factura.

El punto más fuerte de la candidatura reside en la voz del vocalista de The Black Mamba, la cual es una de las más especiales y emotivas de la edición, llegando a ser desgarradora de las emociones en determinados momentos de la interpretación.

LETRA

Left home when I was only sweet sixteen
Chasing blind love and a bunch of broken dreams
Don’t know how I thought I’d be a queen
I could do anything
And somehow I end up here, I don’t know why
I still believe that

Love is on my side
Love is on my side
Love is on my side
Maybe not tonight

I can feel it when it rains
I can feel it still runnin’ through my veins

Ran so fast I couldn’t even grow
Forgot where I belong
Sold my body on a dirty cold floor
Yet, I believe that
I believe that

Love is on my side
Love is on my side
Love is on my side
My side

Oh, maybе not tonight
(Love is on my side) Love is
(Lovе is on my side) Love is, love is
(Love is on my side) Love is on my side

Maybe not tonight

La letra supone una oda al amor verdadero, aquel que el autor mantiene vivo en su memoria y sobre todo en su corazón latente. Vive por y para sentir la experiencia del amor, y no tira la toalla para poder encontrar el amor verdadero en algún momento.

Aunque entre los seguidores del certamen parece haber causado indiferencia, las casas de apuestas se encuentran muy indecisas acerca del futuro del país en el festival. En las apuestas por la victoria no otorgan una mala posición a Portugal, siendo el primer país que supera el 1% de probabilidad. Sin embargo, en el tablero acerca de el pase a la gran final del país ibérico a la gran final, ostenta la última posición, llegando a tener cuotas mucho más bajas que alguno de los rivales que en los casilleros generales ostentan probabilidades más bajas como Serbia, Estonia, Albania, República Checa, Dinamarca o Georgia.

Concluido mi artículo de opinión solo me queda desearle suerte a la delegación portuguesa (al igual que lo haré con el resto de participantes). Ojalá su rendimiento en la presente edición coseche buenos resultados y consiga clasificarse para la gran final del certamen.

To Top
X